.
Salmo 140, protegete Jehova al hombre de bien contra la maldad

Salmo 140, protegete Jehova al hombre de bien contra la maldad

Nos revela este salmo 140 de la biblia católica los días en que se enfrento el pueblo de Israel a la maldad representada como el anticristo o el falso enviado de Dios.

Encontramos en este texto una oración que David realizo pidiendo protección por los hombres malvados que lo rodeaban. Este salmo es muy importante pues concentra un gran mensaje de protección y tiene un uso que se puede aplicar en la actualidad.

Lee también: Conoce los salmos de protección

Los salmos de protección nos auxiliaran en los momentos de dificultad


salmo 140

Realizar esta oración con frecuencia nos ayudara a mantener alejada la maldad de nuestra vida. Podemos acompañar esta oración con una meditación profunda que nos ayude a conectarnos con la energía de la creación. También hace notar este salmo la destreza de la lengua viperina de la maldad. Muchos de nosotros hemos enfrentado calumnias y hemos sido azotados por la lengua despiadada de nuestros enemigos.

Por esta razón esta plegaria nos ayudara a mantener alejada toda energía negativa de nuestras vidas. Podemos enmarcar esta oración y colocarla cerca del lugar donde descansamos de manera de poder repetirla continuamente durante todas las noches. También es recomendable encender alguna vela encendida para complementar esta pequeña plegaria que le hacemos al Creador pidiendo protección. Es la luz el camino al conocimiento que nos conduce hacia la divinidad. Eso se hace como una manera de materializar el significado que la luz posee en la creación.

No debemos nunca abandonar el sendero de la fe y de la esperanza. Ofrece este salmo 140 de la biblia católica una magnifica manera de pedir protección.

Las oraciones llegan a la divinidad llenas de nuestro fervor

El salmo 140 de la biblia católica nos enseña a orar al creador de una manera muy profunda. Es Dios el guardián de los hombres de bien y su eterno bienestar. Todo lo que se desprende de Dios es capaz de vencer cualquier tipo de obstáculos. Satanás fue un ángel caído pero sigue tentando a los hombres que escogieron el camino del mal. No debemos rendirnos ante la adversidad sino orar a Dios por sobre todas las cosas.

El hombre debe seguir el camino del bien no el sendero que conduce a la maldad. Debemos unirnos a los valores que ayuden a exaltar la bondad del hombre. La naturaleza humana es muy compleja y el creador conoce a cabalidad a toda la humanidad.

Salmo 140


  1. Al maestro de coro. Salmo de David
  2. Líbrame, Señor, de los criminales, guárdame de los hombres que ejercen la violencia,
  3. de los que en su corazón urden la maldad y provocan peleas todos los días,
  4. aguzan su lengua como las serpientes, veneno de víbora tienen en sus labios.
  5. Líbrame, Señor, de las manos de los criminales, guárdame de los hombres que ejercen la violencia, que proyectan mi caída;
  6. los orgullosos me ponen trampas, me tienden una red y emplazan cepos a lo largo del camino.
  7. Yo digo al Señor: “Tú eres mi Dios”; escucha, Señor, la voz de mi plegaria.
  8. Oh Señor, Señor mío, la fuerza que me salva, tú cubres mi cabeza el día del combate.
  9. No consientas, Señor, el plan de los malvados, no permitas que triunfen sus proyectos contra mí.
  10. Los que me rodean alzan la cabeza; que los ahogue la malicia de sus labios,
  11. que lluevan sobre ellos carbones encendidos, que se hundan en el abismo y ya no se levanten;
  12. que no quede un calumniador en el país y la desgracia lleve al violento a la ruina.
  13. Yo sé que el Señor hará justicia a los humildes y defenderá el derecho de los pobres.
  14. Los que practican la justicia alabarán tu nombre los que practican el derecho vivirán al lado.

Te puede interesar: