.
Ritual de limpieza con Oggun

Ritual de limpieza con Oggun

Oggun es la deidad yoruba de los metales, dueño del monte y protector de militares, mecánicos, agricultores, cirujanos y trabajadores de la informática. Tiene un carácter violento e irascible, por lo que normalmente vive en el campo alejado de los otros orishas.  
 
En la Santería, Oggun es sincretizado con San Pedro y San Miguel Arcángel. Cuando está enardecido, la sed de sangre de Oggun es legendaria. Su ferocidad en la lucha, es la misma que mantiene al defender a sus hijos y protegidos.
 
Por ello les proponemos un sencillo ritual, para que Oggun limpie sus caminos de enemigos y peligros. Su práctica se recomienda a personas que se sienten acechadas o vigiladas en la calle (aunque parezca que no existen motivos para ello), o están padeciendo un repentina secuela de accidente relacionadas con metales (cortaduras, heridas punzopenetrantes, magulladuras y otros).
 
También es ordenada a los practicantes y creyentes de Santería, en cuyo registro espiritual – adivinatorio se haya presentado una situación irregular con Oggun o una Okana, que señale propensión a robos o accidentes.

Lee también: Práctico ritual a Oshun para conseguir dinero

Ritual a Oggun


Primero, el practicante debe tomar un pequeño trozo de carne res o ganado bovino, debe entrar completamente en la palma de su mano cerrada (puño), sin desbordarse. Colocar este trozo de carne en un plato blanco, pequeño, preferiblemente de plástico desechable.
 
Posteriormente rociar la carne con mucha pimienta molida negra, por ambos lados. Agarrar un cuchillo filoso y acuchillarla por ambos lados. Tomar un trago grande de ron blanco o aguardiente, sin tragarlo, y escupir el líquido sobre la carne.
 
Debe escupirse tres veces sobre el trozo de carne, si no le alcanza con un trago de la bebida espirituosa, puede tomar más, pero no lo trague. Seguidamente, enjuague su boca y encienda un tabaco, invocando la presencia de Oggun.
 
Arroje el humo sobre el trozo de carne de res, mientras mantiene en mente una plegaria a Oggun solicitándole que lo proteja en su día a día, y aleje todo aquello que pueda causarle daño, como robos, muertes violentas o heridas.



Cuando el humo permanezca sobre el trozo de carne de res, puede dar por terminado esta parte del ritual y dejar de fumar. Puede ayudarse  también con una copa de vidrio. Sople el humo del tabaco dentro de la copa, y luego cubra con ella la carne, sin dejar que el humo se disperse.
 
Si utilizo el método de la copa, déjela en su lugar durante 10 minutos y luego retire. Lleve la carne al cuarto de baño. Realice su aseo personal con los productos habituales.
 
Cuando finalice su baño, por completo, tome el trozo de carne en su mano, haga un puño y páselo por su cuerpo. Es importante recalcar que lo que tocara su cuerpo es el puño cerrado, la carne en ningún momento hará contacto con su piel.
 
Páselo por su cuerpo como si se tratara de un jabón, puede cambiarlo de mano si es preciso. Recorra su cuerpo por completo, incluyendo los pies. Después deposite, el trozo de carne en una bolsa oscura, junto al plato plástico. Si lo desea, puede darse otra ducha rápida, pero solo con agua.
 
Una vez seco y vestido, lleve la bolsa a un cruce de caminos o encrucijada y déjelo allí. Al regresar a su hogar, encienda en una esquina un velón blanco o verde en agradecimiento a Oggun.

Recuerde verificar, que no existan elementos conductores del fuego cerca que puedan generar un incendio. Puede colocar el velón o veladora el piso, sobre un pequeño platillo de cerámica o barro, a fin de facilitar las labores de limpieza posteriores.
 


Te puede interesar:

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología.

 
Artículos más recientes