.
El peligro oculto de la Hora del Diablo

El peligro oculto de la Hora del Diablo

Muchas personas padecen de insomnio o tienen un despertar violento, en medio la noche, sin motivo aparente. Aunque puede parecer algo natural, es recomendable tomar nota del momento en que se produce el incidente, porque si tiene lugar a las 3:33 de la mañana, algo siniestro puede esconderse detrás de él.
 
Las 3:33 de la madrugada es conocida como “Hora del Diablo” o “Tiempo Muerto”. Los estudiosos de lo oculto señalan que esta hora, es la mitad exacta del número 666, cifra asociada al Maligno y el Satanismo.
 
Otras versiones, apuntan que la Hora del Diablo inicia a las 3:00 am y finaliza a las 04:00 am, teniendo su apogeo a las 03:33 am. La elección de las 3:00 am no es casualidad, pues sería la forma en que Satanás se burla de la Santísima Trinidad (Padre, Hijo y Espíritu Santo) y la muerte del Maestro Jesús.

Lee también: El Misterio del 11:11
 
La historia popular (no confirmada por informes bíblicos o científicos), refiere que el Maestro Jesús murió a las 03:00 de la tarde, a los 33 años de edad, por lo que emplear la hora inversa (03:33 de la mañana) para manifestaciones diabólicas, sería una mofa a su legado de amor y espiritualidad positiva.

Maleficio a la Hora del Diablo


Investigadores de lo paranormal han manifestado que, en el período comprendido de las 03:00 a las 04:00 de la mañana, se registra mayor número de decesos e incidentes de naturaleza violenta.
 
Igualmente, se ha argumentado que la Hora del Diablo es precisamente el momento cuando la conexión entre el mundo de los vivos y el de los muertos es más fuerte, por lo que hay un mayor fluyo de comunicaciones y materializaciones.
 

Científicamente, se estima que de las 03:00 a las 04:00 es la fase más profunda del sueño, lo que explicaría la mayor receptividad y percepción de los fenómenos paranormales.
 
Por su vinculación con el Satanismos y el mundo de los espíritus, la Hora del Diablo es la más utilizada por los practicantes de la Magia Negra a la hora de dirigir un maleficio hacia una persona.
 
Si la victima despierta intempestivamente a la Hora del Diablo y escucha sonidos de animales o sufre un episodio de parálisis del sueño, es indicio de que un maleficio ha sido arrojado en su contra, o sobre su hogar.
 
Otros signos pueden incluir terrores nocturnos; sensación de quedar sin aliento; taquicardia; permanecer despierto de forma constante hasta las 03:00 am (insomnio) y sensación de ser observado desde la misma habitación que ocupa  o cerca del espacio donde duerme.

En caso de que haya notado que frecuentemente despierta a la Hora del Diablo (una vez puede ser tomada como casualidad), coloque una pastilla de alcanfor dentro de una vaso de vidrio; llene el vaso con agua, y sitúelo debajo o junto a su cama (mesa de noche).
 
Este sencillo ritual dispersará las presencias negativas, que puedan acercársele mientras duerme. Recuerde no tomar el agua del vaso, y al despertar en la mañana, botarla inmediatamente por el desagüe. Si persisten los eventos en la Hora del Diablo, proceda con una limpieza espiritual profunda.  
 


Te puede interesar:

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología.

 
Artículos más recientes