.
Oración a San Cayetano de Thiene, el patrono del trabajo

Oración a San Cayetano de Thiene, el patrono del trabajo

Aquellos que desean conseguir un nuevo empleo o se encuentran sin trabajo, recurren en la oración a San Cayetano de Thiene (llamado también Padre de la Providencia), con el propósito de conseguir su ayuda.

Cada 07 de agosto, la iglesia católica celebra la fiesta de San Cayetano de Thiene (llamado también Padre de la Providencia), un clérigo italiano canonizado en el año 1671, y considerado el santo patrono del pan y el trabajo.

En las distintas imágenes del santo, fundador de la Orden de Clérigos Regulares Teatinos, se representa con aureola y la vestimenta regular de los sacerdotes (sotana, roquete y estola).

Lee también: Salmo para el trabajo

¿Quién fue San Cayetano de Thiene?


San Cayetano de Thiene nació en el año 1480 en Vicenza (Italia), siendo el menor de tres hermanos, en una familia de ascendencia noble (sus padres eran condes, y tenía un tío presbítero, que fue una importante influencia).

Trabajó como funcionario con el papa JulioII; fue ordenado a la edad de 35 años, fundó una sociedad de sacerdotes (el Oratorio del Amor Divino), además de un hospital para pacientes terminales y la Orden de los Teatinos.

Luchador incansable,  San Cayetano de Thiene se opuso a Lutero, la reforma y los protestantes; organizó una beneficencia para atender a los necesitados, y colaboró con la creación de los Padres Somascos.

Fiel creyente de la Virgen María y la Divina Providencia, San Cayetano de Thiene falleció antes de cumplir los 66 años de edad (1547), cuando todavía se desempeñaba como superior de los Teatinos en Nápoles, ciudad donde permanecen y son venerados sus restos mortales.

Oración a San Cayetano de Thiene


Oración a San Cayetano de Thiene

A continuación se reproduce textualmente una oración a San Cayetano (de autor desconocido) de las muchas existentes, que puede ser recitada al momento de solicitarle una gracia o intercesión.

Se recomienda acompañar la petición con el encendido de una vela blanca. Importante: verifica que el cirio se encuentre en un lugar lejos de materiales inflamables, evita accidentes.

Glorioso San Cayetano, aclamado por todos los pueblos, padre de providencia porque socorres con grandes milagros a cuantos te invocan en sus necesidades: acudo a tu altar, suplicando que presentes al Señor los deseos que confiadamente deposito en tus manos.

(En este punto expresa la gracia que deseas recibir: un nuevo empleo, iniciar un negocio, que no falte el pan en tu hogar, etc.)

Haz que estas gracias, que ahora te pido, me ayuden a buscar siempre el Reino de Dios y su Justicia, sabiendo que Dios, que viste de hermosura las flores del campo y alimenta con largueza las aves del cielo,  me dará las demás cosas por añadidura.

Amén.


Te puede interesar: 

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología.