.
El poder de la Oración al Espíritu Santo

El poder de la Oración al Espíritu Santo

El Espíritu Santo es una de las tres divinas personas que conforman la Santísima Trinidad. Forma parte del denominado Misterio de Dios que indica que son tres personas en una. La oración al Espíritu Santo procura pedir al Espíritu Consolador su asistencia divina. El Espíritu Santo también es denominado el abogado o intercesor para que pueda interceder por las personas.

Algunos señalan que más efectivo que invocar a los Santos en las oraciones, lo es el rezar al Espíritu Santo para que descienda. Se recomienda que al comenzar el día se invoque al Espíritu Santo al igual que al finalizar la jornada.

Quien tiene la asistencia del Espíritu Santo, se llena de paz y energía transformadora para enfrentar los problemas de la vida.

De acuerdo a la Biblia, el Espíritu Santo bajó a la tierra durante Pentecostés para quedarse. Transcurridos 50 días luego de la Resurrección de Jesús, los Apósteles recibieron la fortaleza para difundir el Evangelio en el mundo.

Lee también: Coronilla de la Misericordia, oración milagrosa

Los dones del Espíritu Santo


El Espíritu Santo tiene siete dones, Sabiduría, Inteligencia, Consejo, Fortaleza, Ciencia, Piedad y Temor de Dios.
  • Sabiduría: concede a las personas la veracidad de las cosas.
  • Entendimiento: otorga compresión sobre los misterios de la fe.
  • Consejo: necesidad de orientación para aceptar las decisiones de Dios.
  • Ciencia: comprende los hechos desde una óptica certera.
  • Piedad: promueve el sentimiento de fraternidad.
  • Fortaleza: exalta las virtudes heroicas.
  • Temor: permiteel respeto ante las decisiones de Dios.
 

Importancia de la oración al Espíritu Santo


  • El Espíritu Santo crea un vínculo entre el alma de las personas y el Espíritu Santo.
  • Se incrementa la devoción al Corazón de Jesús y a la Virgen.
  • Atraer el auxilio espiritual.


Oración de Consagración al Espíritu Santo


¡Oh Amor, centro y vida de la Trinidad Espíritu Santo!, ven a mí con tus dones y con tu Amor; me consagro totalmente a Ti para que obres en mí tu "Misterio de AMOR", el que empezaste a realizar el día de mi bautismo y que ahora quiero renovar en cada instante de mi vida.

Que tu gracia acompañe siempre todas mis acciones y las transforme en ofrenda permanente para gloria del Padre y bien de todos los hombres mis hermanos. Amén.

Existen numerosas oraciones de Consagración al Espíritu Santo, incluso existen versiones para los niños, para acompañarles en sus actividades académicas.


Te puede interesar:

Laura Laura

Comunicadora social, especialista en Medios Digitales y Marketing. Amante de la escritura y la buena energía que emana de las personas. El equilibrio siempre está en el interior.

 
Artículos más recientes