.
¿Qué son los ojos astrales?

¿Qué son los ojos astrales?

Los ojos astrales son una técnica de proyección astral o viaje astral, que no requiere una completa transferencia de conciencia, por parte del practicante. Es una técnica de aplicación remota y diferida.

Imagina que los ojos astrales son tu propio satélite privado, que conectas y envías a una misión (para recoger información), mientras te dedicas a tus ocupaciones habituales.

Una vez completada la tarea, los ojos astrales deben ser llamados de vuelta, para “descargar” la información obtenida y regresar a su punto de origen (el yo astral), sin causar interferencias energéticas.

Es importante señalar que la técnica de los ojos astrales, solo puede ser usada durante períodos cortos, no mayores a 24 horas, incluyendo el momento en que fueron enviados e invitados a regresar.

Esto se debe a que, al igual que el cuerpo astral completo, los ojos astrales tienen una ligación energética con el practicante, que puede verse afectada si es forzada durante largos periodos de tiempo.

Lee también:Descubre tu momento de infierno astral

¿Cómo practicar los ojos astrales?


Como toda técnica de proyección astral, realizar los ojos astrales requiere que el individuo se relaje, en una posición confortable, hasta alcanzar un estado alterado de conciencia.

Una vez te encuentres en trance, visualiza frente a ti los ojos astrales, conectados por un cordón de plata (o plateado) a tu entrecejo, que es el lugar donde se encuentra Anja, el sexto chakra (el tercer ojo).

El cordón visualizado debe ser flexible y con capacidad de extenderse, nunca rígido o tenso. Seguidamente, informa a los ojos astrales de la misión que le asignas: a donde irán y que harán allí.

En este punto debes ser lo más específica posible, para evitar desgaste energético. Ahora, envía los ojos astrales hacia el lugar elegido, y poco a poco abandona el estado de trance. Ejecuta tu rutina habitual.

Después (antes de cumplir las 24 horas), repite el procedimiento para entrar en estado de trance e invoca la presencia de los ojos astrales, solicitándoles su regreso.

Una vez los ojos astrales estén presentes en tu visualización, obsérvalos por unos minutos, permitiendo que entreguen la información obtenida. Finalmente, ordénales regresar al cuerpo astral, y disuelve el cordón de plata.

Desaparecidos los ojos astrales y el cordón, continua el trance mientras analizas la información presentada por los ojos astrales. Cuando te encuentres lista, despierta lentamente.

Recuerda invocar el apoyo de tus guías y protectores, para que te asistan durante cualquier experiencia de proyección astral.

Recomendaciones para el uso de los ojos astrales


La escritora especializada en Wicca, Edain McCoy (1957), en su libro “Proyección Astral para Principiantes” (1999), ofrece algunas importantes recomendaciones, para tener en cuenta a la hora de experimentar con los ojos astrales.

McCoy señala que “los Ojos Astrales son una extensión de nuestro yo y somos responsables de sus traslados. Si envía a los Ojos Astrales con intenciones negativas, pueden producirse cualquiera de estos tres hechos”:
  1. “Usted será expulsado por los guías y guardianes espirituales de la persona a la cual espía”.
  2. “Se le darán impresiones falsas, molestas, o que harán que usted actué inapropiadamente, al basarse en información equivocada”.
  3. “Será invadido a su vuelta por otros seres astrales, que desearán espiarlo a usted”.

Te puede interesar:

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología.