.
Híades: las hacedoras de lluvia

Híades: las hacedoras de lluvia

Se conoce con el hombre de Híades en la Mitología griega, a aquellos seres encargados de hacer la lluvia.

Las Híades forman parte de las Ninfas, quienes en un principio eran sólo estrellas que se reflejaban en el cielo en la primavera. Posteriormente, habrían sido transformadas en constelaciones por Zeus.

Estas Ninfas habrían cuidado de Poseidón en Nisa. Para los romanos, las Híades eran conocidas como Súculas.

De acuerdo a la leyenda, el  hermano de las Híades, conocido como Hyras,  falleció por lo que al verlas totalmente devastadas, los Dioses decidieron elevarlas  al cielo en forma de constelación.

Cada vez que lloran por el triste final de su hermano, coincide con el periodo de lluvias en la Tierra.

Las Híades son siete, hijas de Atlas y Etra, medio hermanas de Las Pléyades y se conocen con los nombres de:

  • Ambrosia
  • Eudoria
  • Féside
  • Coronis
  • Polixa
  • Fea
  • Dioné

Todas ellas conforman la constelación de Tauro o del Toro.

Lee también: La divinidad de las ninfas del agua

Cómo reconocer a las Híades en el firmamento


Las Híades están dispuestas en el cielo en forma de “V” y están ubicadas a 150 años luz de distancia de la Tierra.

Ya eran conocidas desde la Pre-Historia. Homero y Hesíodo, ya las mencionaban. Se dice que fueron catalogadas por vez primera como un Cúmulo en 1908, por Lewis Boss.

Es el Cúmulo que se encuentra más cercano al Sistema Solar y está integrado por unas ciento cincuenta estrellas, aproximadamente.

Junto a las Híades, aparece siempre en el firmamento una estrella aún más llamativa por su color naranja, conocida como Aldebarán que puede traducirse como “la que sigue” en alusión a otro grupo de estrellas que se denominan Pléyades. Aldebarán está situada a la mitad de distancia que las Híades.

Maria - Videncia Gratuita

¿Tiene alguna pregunta en cuanto a su futuro?
Solicito mi videncia gratuita


Qué son las Ninfas


Las Ninfas son deidades, hijas de Zeus, vinculadas con algún lugar natural, como un arroyo, arboleda, bosque, etc.

Siempre son representadas como mujeres muy atractivas, con el cuerpo parcialmente descubierto, que no son inmortales pero que tampoco envejecen.

De acuerdo a la zona en que se desenvolvían, son clasificadas en Celestes, categoría ésta en la que se ubican las Híades. También existían las Ninfas Terrestres, de Bosques, Acuáticas y de Inframundo.

El número de Ninfas debe ser considerado como infinito. Libremente podían mantener relaciones sexuales tanto con féminas como con hombres.

Estos seres causan gran fascinación en la raza humana, por lo que incluso logran tener descendencia.


Te puede interesar:

Laura Laura

Comunicadora social, especialista en Medios Digitales y Marketing. Amante de la escritura y la buena energía que emana de las personas. El equilibrio siempre está en el interior.