.
Medicina Genómica, la medicina del siglo XXI

Medicina Genómica, la medicina del siglo XXI

La medicina genómica es la medicina desarrollada sobre las investigaciones del genoma humano, es decir, sobre el mapeo genético de nuestro ADN.

Consiste básicamente en hacer pruebas de ADN para mapear las condiciones del individuo, y ofrecer informaciones sobre las predisposiciones genéticas de dicha persona, permitiendo al médico o equipo de médicos que monitoree la salud del paciente, y proponer tratamientos más eficaces.

Lee también: Conozca los beneficios de la acupuntura

¿Cómo funciona?


MEDICINA GENÓMICA

El resultado de las pruebas de ADN permite practicar lo que antes era imposible: una medicina verdaderamente personalizada, predictiva, proactiva, preventiva y participativa.

Conociendo la intimidad de las variaciones genómicas que determinan predisposiciones y resistencias de cada persona, es posible manipular el ambiente (estilo de vida, dieta, adición o remoción de fármacos, cirugías preventivas) para mantener el equilibrio armónico genoma/ambiente que caracteriza la salud.

A partir de la prueba de monitoreo genómico, es posible  una Medicina Genómica personalizada.

Características de la Medicina Genómica


medicina

Personalizada: porque se basa en el conocimiento de las características genómicas exclusivas e individuales de cada persona.

Predictiva: porque utiliza mapas genómicos de susceptibilidad a enfermedades para predecir, de manera probabilística, el futuro médico de las personas cuando aún están sanas.

Preventiva: el conocimiento del mapa de predisposiciones genéticas de cada individuo permite ajustar el ambiente a su genoma y así prevenir la aparición de las enfermedades.

Proactiva: A diferencia de la Medicina actual, con foco en las enfermedades y en los enfermos, la Medicina Genómica busca actuar activamente en pro del mantenimiento de la salud.

Participativa: es el propio individuo sano quien se empeña y participa en la búsqueda de informaciones genómicas para decidir, interactivamente con sus médicos, la mejor manera de lidiar con sus predisposiciones genéticas reveladas por modernas pruebas de ADN, antes inexistentes.

El futuro de la Medicina Genómica


medicina

Hasta ahora había, en la práctica, dos grandes vertientes de la Medicina: Una era la medicina curativa, de carácter personal, tratando a pacientes muy sintomáticos (es decir, ya enfermos) con baja eficiencia, muchas enfermedades humanas aún no pueden ser curadas.

La segunda era la medicina preventiva colectiva, con el objetivo de mantener la salud pública.

Ahora, la revolucionaria medicina genómica reúne lo mejor de estas dos vertientes, permitiendo la práctica de una medicina que es, al mismo tiempo, preventiva y personalizada.

Su objetivo es cuidar de pacientes asintomáticos o de baja sintomática, con alta eficiencia para evitar o retardar el desarrollo de enfermedades.

La Medicina Genómica no ha venido para sustituir las vertientes médicas preexistentes, sino para sumarse a ellas. En este sentido, la práctica de la medicina genómica no difiere sustancialmente de la medicina clínica tradicional.

A lo largo de los años, los médicos vienen incorporando rutinariamente en sus decisiones clínicas elementos semiológicos diversos, como presión sanguínea, dosificación de LDL colesterol y resonancia magnética nuclear.

Sin duda que en el siglo XXI, se incorporarán como algo fundamental, las pruebas predictivas de ADN en la práctica médica.


Te puede interesar:

 
¿Te gusta? ¡Comparte!