.
Leyendas de Fantasmas: La Sayona

Leyendas de Fantasmas: La Sayona

La presencia de seres espectrales, conocidos popularmente como fantasmas, es una creencia antigua. Muchos dicen que se trata de espíritus errantes de personas que ya fallecieron, acumulación de la energía residual que dejan los vivos en su paso por la tierra, o simplemente personajes del imaginario colectivo.
 
Los fantasmas forman parte de la cultura de los pueblos del mundo, que de una u otra manera han dejado registros de sus incontables apariciones. En este sentido, podemos “clasificar” las manifestaciones de fantasmas, de acuerdo a su propósito.
 
Existen aquellos seres que tratan de transmitir un mensaje, otros que simplemente no se han dado cuenta que están desencarnados y buscan orientación, algunos  fantasmas desean transmitir un mensaje, y los más aterradores vagan por la tierra, clamando venganza.
 
Es el caso de los fantasmas como la Llorona, un espectro femenino atormentador popular principalmente entre los pueblos de habla hispana. Hoy conocerás un poco más sobre la terrible leyenda de su vida.
 

Lee también: Atadito de hierbas para limpiar la casa

 

La Sayona


Las historias populares refieren que durante su vida terrenal, la Sayona era una mujer alta y hermosa, de largos cabellos negros, piel blanca y sonrisa deslumbrante, pero en extremo posesiva y celosa.
 
Un día consiguió casarse con un hombre apuesto. Se amaban con locura, pero para ella eso nunca era suficiente y siempre temía el engaño del esposo, la traición y el abandono.
 
Tan grande era su obsesión que no lo dejaba solo en ningún momento, y aun cuando no existían pruebas de una infidelidad, se sentía burlada y el perjurio imaginario la perseguía, sin dejarle descanso.
 
Un día cuando ya había eliminado de su mente cualquier inquietud sobre el compartir del esposo con mujeres de su localidad, una nueva idea empezó a germinar en su mente enferma.
 
La Sayona creyó que el esposo la engañaba con la propia madre de ella, y por eso no había podido descubrirlo. Alucinación tras alucinación se convenció de la mentira, y un día sin el menor temor acabó con la vida de su marido y de su progenitora. 

      
 
Antes de expirar, la madre de la Sayona la maldijo, por dejar que su egoísmo la cegará ante el amor. Desde ese entonces, el fantasma de la Sayona vaga por las noches buscando hombres infieles, a los cuales persigue hasta enloquecerlos.
 
Se presenta ante ellos como una joven mujer hermosa, solitaria y misteriosa, vestida de blanco, que tan rápido aparece como se desvanece. Llena de amor y deseo a los incautos, hasta que les revela su verdadera forma y comienza a atormentarlos con sus potentes alaridos.
 
De las víctimas de la Sayona que no logran escapar, se dice que poco a poco languidecen angustiados por la culpa y la persecución del espectro, hasta que finalmente fallecen en los brazos de su amante espectral.

Te puede interesar: 

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología.

 
Artículos más recientes