.
Jamu, la bebida medicinal de Indonesia

Jamu, la bebida medicinal de Indonesia

El jamu es una bebida propia de la medicina tradicional de Indonesia, preparada en base a cúrcuma, y otros ingredientes de origen natural. La mezcla es especialmente popular en las islas de Java y Bali.

Se dice que la receta del jamu tiene más de mil años de antigüedad, sin embargo no existe fórmula única: cada familia tiene su propia combinación secreta de ingredientes, que se transmite de generación en generación.

Los habitantes de Java y Bali consideran que la ingesta regular del jamu, conlleva una serie de beneficios terapéuticos, y lo recomiendan (particularmente) para tratar resfriados, inapetencia sexual, obesidad, dolores crónicos, e infecciones.

Los más osados atribuyen al jamu propiedades anticancerígenas, gracias a la presencia de cúrcuma en su composición, una planta reverenciada como antibiótico natural, incluso por la medicina tradicional hindú (Ayurveda).

Aunque aparentemente no existen contraindicaciones para la ingesta del jamu, debe consumirse con moderación y no todos los días. Es preciso recordar que todos los organismos son distintos, y no reaccionan igual a los estímulos.

Por ejemplo, de acuerdo con especialistas en medicina natural, las personas que padecen de cálculos biliares deben tener cuidado con la ingesta de jamu o cúrcuma, dado que esta planta puede movilizar los sedimentos, generando dolor.

Lee también: ¿Es posible conocer la fuente de la juventude?

¿Cómo preparar jamu?


Jamu, la bebida medicinal de Indonesia

Tradicionalmente, las recetas del jamu permanecían en secreto dentro de las familias indonesias, algunas de las cuales comercializaban la bebida en las calles de Java y Bali, a precios accesibles (aun es una práctica común).

En la actualidad, existen compañías que han iniciado la expedición del producto en otros formatos, como polvo y capsulas de ingestión oral, distanciándose de la tradición popular.

De la misma forma, las nuevas tecnologías han permitido una mayor difusión de las propiedades e ingredientes, de algunas recetas de jamu, creando variantes de fácil preparación.

Una de las fórmulas más conocidas, comprende la mezcla de jugo de limón (2 limones), agua (natural o de coco), cúrcuma y jengibre al gusto. Acompañar con endulzante natural (melado de caña, estevia, miel).

Pueden mixturarse todos los ingredientes en la licuadora, o rallar el jengibre y la cúrcuma a mano (con cuidado porque el pigmento de la cúrcuma mancha), para después filtrarlo con un tamiz (tela). El endulzante se agrega al final.

Jamu y Leche Dorada


La receta del jamu guarda similitudes con una antigua fórmula, procedente de la medicina tradicional hindú (Ayurveda), la leche dorada o golden milk: un preparado terapéutico a base de pasta de cúrcuma.

La leche dorada no lleva jengibre, pero activa las propiedades de la cúrcuma utilizando pimienta molida, aceite de coco y leche (vegetal o animal, pero se aconseja la primera opción).

A diferencia del jamu, la leche dorada requiere llevar los ingredientes al fuego para propiciar la incorporación de los mismos, antes de agregar el endulzante. Esta bebida es considerada un depurativo, capaz de mejorar la circulación, combatir infecciones, beneficiar la memoria y la salud capilar.


Te puede interesar:

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología. Habla con nosostros en m.me/wemystices