.
Introducción a las sinastrias

Introducción a las sinastrias

Quizá hayas escuchado el término sinastrias sin entender bien el concepto. En astrología llamamos sinastrias al análisis de compatibilidad de una o más personas basándose en sus cartas astrales.
 
Tradicionalmente ha estado más ligada a definir la afinidad entre parejas pero lo cierto es que puede aplicarse a cualquier relación, bien sea una relación amistosa o familiar.
 
Para poder utilizar el método hay que conocer la carta astral de una persona y de la otra y, con ellas sobre la mesa, comenzar a analizar los detalles de una y la otra.

A continuación vamos a dar una breve introducción de algunos elementos que, si se dan, pueden establecer un tipo de relación u otra.

Lee también: ¿Qué tanto sabes de Astrología?  
 

Sinastría: algunas nociones básicas


La conjunción entre el Sol y la Luna. Es uno de los aspectos clásicos a analizar a la hora de obtener la sinastría. Marca la perfecta conjunción de los opuestos.
  •  La importancia del ascendente: El ascendente es utilizado en gran medida por marcar los aspectos del cuerpo y la personalidad en su sentido inicial.
  •  El componente de cada elemento: Se suele considerar que el humor de la persona está influido por la presencia dominante de agua, fuego, tierra o aire.
  •  Para determinar la atracción sexual no hay que perder de vista a las conjunciones –Venus-Marte. Venus simboliza el placer 


El papel de las casas en las sinastrías


Si lo que queremos es analizar las sinastrias para analizar las compatibilidades de dos personas que son pareja tenemos que tener en cuenta qué planetas caen en cada casa.
  • Primera casa: Estimula la autoexpresión y la interacción con el mundo externo.
  • Segunda casa: Está relacionado con los temas de seguridad económica.
  • Tercera casa: En esta casa se potencia la comunicación, uno de los factores más importantes en la pareja.
  • Cuarta casa: Indica asuntos relacionados con lo doméstico y lo familiar.
  • Quinta casa: Se refiere a los placeres de la vida: viajes, salidas, vida social.
  • Sexta casa: Dependiendo de otras interpretaciones puede ser bueno o malo. Generalmente indica un problema que afecta a la pareja pero siempre tiene que ser sopesado con el resto de elementos.
  • Séptima casa: Dependiendo del planeta que esté en esta casa marcará casi de forma determinante la relación de pareja.

Sinastrias de parejas: la importancia de la VII casa


En el punto anterior indicamos la importancia de los planetas en la VII casa al interpretar las sinastrias, a continuación detallamos un poco más:
  • Sol: Nuestra pareja puede reflejar o asumir las cualidades de protector en modo de figura paterna.
  • Luna: En este caso nuestra pareja puede reflejar o asumir las cualidades de protector en modo de figura materna.
  • Mercurio: La base de nuestra relación es la conexión mental.
  • Venus: Nuestra pareja puede desarrollar una relación de dependencia con respecto anosotros.
  • Marte: En este caso hay que cuidar la agresividad que puede darse entre ambos.
  • Júpiter: Necesita de una pareja con mucha seguridad en sí misma y en la relación.
  • Saturno: Nuestra pareja busca de estabilidad y fidelidad.
  • Urano: La libertad es lo más deseado por lo que hay que aprender a lidiar con ello. Si se le concede libertad no hay problema alguno.
  • Neptuno: Nuestra pareja tiende a idealizarnos lo que puede traer muchos problemas.
  • Plutón: En este tipo de relación hay cierto abuso de poder.



Te puede interesar:

 
¿Te gusta? ¡Comparte!