.
Ejercicios de meditación para olvidarse del estrés

Ejercicios de meditación para olvidarse del estrés

El objetivo final de todos los seres humanos es ser más felices. Precisamente, a través de la meditación las personas pueden alcanzar un estado de tranquilidad, equilibrio y bienestar.

Existen algunos ejercicios de meditación, que permiten que el estrés y la vida agitada, no causen estragos en las personas.

En especial quienes se inician en la meditación, pueden trabajar progresivamente con una rutina de forma periódica.

Lee también: Cómo la meditación puede cambiar su vida
 

Cómo realizar los ejercicios de meditación


Lo principal en la meditación es la respiración. Lo fundamental es concentrarse para tomar conciencia de ella.
  • Procurar un lugar en el que no existan distracciones. Lo ideal es contar con la tranquilidad necesaria.
  • La comodidad física es fundamental. Se recomienda la posición de loto, con las piernas cruzadas, pero algunas personas la perciben como rígida al principio. Se pretende que la espalda esté recta, para que fluya la respiración.
  • La hora más apropiada para meditar, temprano al despertarse o antes de dormir. En cualquiera de los dos escenarios debe estar en ayunas o haber realizado la digestión.
Los principales ejercicios para la meditación, consisten en varias repeticiones.

Ejercicios de meditación


La meditación puede realizarse sentado, es cierto, pero también tiene lugar mientras las personas caminan, por ejemplo.
  • Al dar un paseo, se puede alcanzar la meditación ideal al concentrarse en un punto específico del ambiente. Sentir todo lo que inspira la naturaleza sin pensar en nada adicional.
  • Con los ojos cerrados, contar de forma pausada y sencilla del uno al cien. Sin apresuramientos. Si se pierde el ritmo, se retoma desde el principio.
  • Encender una vela, fijar la mirada en la llama. Borrar todo tipo de pensamientos adicionales y reforzar el proceso constantemente al observar la luz. Imaginar que la llama pasa por cada parte del cuerpo, cabeza, rostro, boca, espalda, extremidades.
  • También la repetición de mantras, puede alcanzar un grado de meditación elevado. Concretamente, se puede repetir en múltiples oportunidades la frase Yo Soy.
  • Los ejercicios de meditación a través de la visualización, también permiten sacar a relucir situaciones complejas que afectan el día a día.
  • También puede cerrarse los ojos y concentrarse a través de la respiración en la temperatura del ambiente. Centrar la atención en la forma como el aire frío recorre las vías respiratorias desde la nariz hasta los pulmones y en sentido inverso. Esto puede repetirse en diez ocasiones.
La meditación no es, finalmente, realizar los ejercicios de respiración. Estos son solo algunos medios para procurar romper con el bullicio de la vida agitada y ruidosa, para obtener la paz interior.


Te puede interesar:

Laura Laura

Comunicadora social, especialista en Medios Digitales y Marketing. Amante de la escritura y la buena energía que emana de las personas. El equilibrio siempre está en el interior.

 
Artículos más recientes