.
Día de los arcángeles ¿Cómo honrar a los arcángeles?

Día de los arcángeles ¿Cómo honrar a los arcángeles?

El día 29 de septiembre es una fecha importante en el calendario cristiano ya que es el día de los arcángeles.

El día en el que los cristianos celebran al arcángel Miguel, al arcángel Rafael y al arcángel Gabriel, los cuales aparecen en la Biblia con misiones importantes de Dios.

¿Por qué es importante el día de los arcángeles?


Los orígenes del día de los arcángeles se atribuye a la aparición del arcángel Miguel en el monte Gargano en Italia hacia el año 493, desde ese momento se estableció una fecha para recordar tal acontecimiento y esa fecha fue el día 29 de septiembre.

El día de los arcángeles es un día para rememorar la ayuda y el apoyo que, a lo largo de la historia, los arcángeles han brindado a todos aquellos que lo han solicitado.

También es un día para conectar con su energía y sentir la bondad y el amor de nuestro arcángel personal. Muchos creyentes consideran que el día de los arcángeles es el mejor momento del año para hacerles una petición especial.

¿Cómo proceder el día de los arcángeles?


  • Enciende una vela blanca.
  • Reza una oración por cada uno de los arcángeles.
  • Hazle una petición, si así lo deseas.
  • Intenta conectar, a través del amor, con todas las cosas que te rodean.

¿Quién era el arcángel Miguel?

El Arcángel Miguel es el más conocido de los arcángeles y su función era la de ser un guerrero espiritual, quien ofrece a las almas redimirse de sus errores en el juicio final.

¿Quién era el arcángel Rafael?

Su nombre se traduce como curación de Dios, considera el patrón de los enfermos y los hospitales.

¿Quién era el arcángel Gabriel?

Es conocido por su papel de mensajero, su figura se vincula al ciclo de la vida, la muerte y la resurrección en distintas tradiciones religiosas.

Oraciones a los arcángeles


día de los arcángeles

Oración a San Rafael

Oh poderoso Príncipe de la gloria San Rafael, llamado medicina de Dios, salud de los enfermos, luz de los ciegos, guía de caminantes, protector de la limosna, del ayuno y de la oración: por aquella caridad con que acompañaste al joven Tobías, te pido, oh glorioso protector mío, me libres de todos los males y peligros, y me acompañes en la peregrinación de esta vida mortal, para llegar felizmente a puerto de salvación en la eterna.

Oración a San Miguel

Gloriosísimo Príncipe de los ejércitos celestiales San Miguel Arcángel, defiéndenos en el combate contra los principados y potestades, contra los gobernadores de las tinieblas, contra los espíritus de maldad en los aires (Efesios 6,12).

Ven en auxilio de los hombres que Dios ha hecho a su imagen y semejanza, y rescatado a tan alto precio de la tiranía del demonio (Sab. 2. , I Cor. 6). Tú eres a quien venera la Santa Iglesia como su guardián y su protector, a ti te ha confiado el Señor las almas redimidas para introducirlas en la felicidad del Cielo.

Ruega al Dios de Paz para que aplaste a Satanás bajo nuestros pies, a fin de despojarle de todo poder, de retener cautivos a los hombres y de perjudicar  a la Iglesia.

Dígnate presentar al Altísimo nuestras oraciones para que prontamente desciendan sobre nosotros las misericordias del Señor, y vence a la antigua serpiente que es el diablo o Satanás, para precipitarlo encadenado a los abismos, de manera que no pueda ya jamás seducir a las naciones.

Oración a San Gabriel

Oh glorioso Arcángel San Gabriel, llamado fortaleza de Dios, príncipe excelentísimo entre los espíritus angélicos, embajador del Altísimo, que mereciste ser escogido para anunciar a la Santísima Virgen la Encarnación de divino Verbo en sus purísimas entrañas: yo te suplico tengas a bien rogar a Dios por mí, miserable pecador, para que conociendo y adorando este inefable misterio, logre gozar el fruto de la divina redención en la gloria celestial. Amén.


Te puede interesar: