.
Urano en la casa 7, mala posición para el matrimonio

Urano en la casa 7, mala posición para el matrimonio

Quizá lo más destacado de Urano en la casa 7 es el peligro que tienen las relaciones duraderas y asentadas. En la casa de las uniones, el planeta de la libertad y la independencia no resulta un huésped propicio.

Y es que sus nativos no son de ataduras sentimentales regladas de manera tradicional o aceptadas socialmente. Lo que buscan son uniones libres, sin mayor compromiso que la mutua aceptación de los miembros de la pareja. Es decir, basadas tan sólo en el amor o la amistad.

Urano en la casa 7 propicia a que se produzcan relaciones diferentes a las habituales, como puede ser con personas que están casadas, separadas, o bien de otra raza, religión, clase social o edad. Las limitaciones no entran dentro de su modo de ver la vida, por lo que la fidelidad no será una norma inquebrantable.

 

Lee también: Planetas en la Carta Astral: grupos y tipos según la influencia

 

Características de Urano en la casa 7


urano en la casa 7

Las personas que les atraen y formarán pareja, o bien una relación que dure tan sólo un tiempo, suelen ser originales, diferentes, creativas, quizá excéntricas.

Habitualmente, salvo en el caso en que el planeta esté bien aspectado, no resulta una buena posición para mantener relaciones sociales de cara al público, ni tampoco en lo relativo a los asuntos legales. Y es que sus nativos son gente que ama la independencia y no resultan diplomáticos ni suelen colaborar con facilidad con el resto de personas.

Cuando se da el caso en el que el planeta está afligido, el nativo se creará numerosos enemigos debido a su peculiar manera de ser. También podrá dar lugar a que tenga que pasar por situaciones escandalosas.

A nivel individual, Urano en la casa 7 para muchos tan sólo genera el descontento producido y magnificado por las condiciones del matrimonio o bien de la actividad social. Sin embargo, más tarde esta posición llevará a comprobar cómo es necesario unirse a las nuevas tendencias que penetran en la cultura y con aquellas personas que se las pueden identificar con estas tendencias.

Como indicamos antes con los asuntos legales, las personas con Urano en la casa 7 es mejor que no vayan a ningún pleito pues, independientemente de lo justa que sea su causa, existirán muchos indicios para que sean traicionadas o que los derroten por causas imprevistas o repentinas.

Urano en la casa 7 es un tránsito que no resulta muy favorable para el matrimonio o relaciones sentimentales estables pues sus nativos buscan libertad.

 


También te puede interesar: