.
Asteroides en la Carta Astral ¿Qué representan?

Asteroides en la Carta Astral ¿Qué representan?

Los asteroides son cuerpos celestes (más pequeños que un planeta, pero mayores que un meteoroide), que giran alrededor del Sol, (el grupo más numerosos se encuentra en el denominado cinturón de asteroides del Sistema Solar, entre Marte y Júpiter).

Aunque inicialmente se les tomaba poco en cuenta, ya que su influencia energética no se comparaba con la de los planetas, los asteroides están ganando cada vez más terreno, en el estudio de la astrología moderna.

Para los especialistas en la materia, el influjo de los asteroides es comparable al de los planetas transpersonales o espirituales (Urano, Neptuno y el planeta enano Plutón), los cuales promueven la evolución del individuo.

No obstante, las imágenes arquetípicas que representan la energía propia de cada asteroide, evidencian iconos más cercanos a la identidad individual del sujeto, al contrario de los planetas transpersonales, cuya influencia se extiende al plano generacional.

Lee también Carta natal ¿conoces sus aspectos astrológicos?

¿Cuáles son los asteroides más “populares” en astrología?  


asteroides

Ante el gran número de asteroides existentes en nuestro sistema solar (sin olvidar el grupo de los centauros: mitad asteroide – mitad cometa), los astrólogos modernos centran su atención en nueve de ellos, a saber: Vesta, Pallas, Juno, Psyche, Eros, Sapho, Nessus, Dejanira y Circe.

Vesta

Conocido como el asteroide de la llama interna o la flama eterna, Vesta hace referencia al fuego espiritual (aquello que nos enciende), la capacidad de introspección, el ideal de hogar, y cómo enfocamos la energía creativa.

Cuando se habla de lo que “nos enciende”, no se trata sólo del aspecto sexual (aunque también está involucrado), sino que atañe a algo más vocacional, propio y auténtico (lo que te encanta hacer, lo que te levanta el ánimo).

De la misma forma que se conecta con la vocación, Vesta se vincula con la capacidad de servicio (relacionarnos a través de nuestros dones) y la devoción por lo que se hace (por amor, no por compromiso).

Pallas

Llamada también Palas o Pallas Athenea, este asteroide representa la inteligencia creativa, y el uso de la lógica, la intuición, la astucia y la estrategia para alcanzar los objetivos.

La presencia de Pallas nos habla de eficiencia y perfeccionismo, de colocar el plano mental por encima de lo emocional, y de la habilidad para resolver problemas, administrando los recursos existentes.

Juno

Quizás uno de los asteroides más conocidos por los practicantes y entusiastas de la astrología es Juno, el asteroide del matrimonio o del compromiso, aquel que indica la disposición hacia las relaciones formales.

Juno habla de lealtad y de celos, pero también del equilibrio dentro de las relaciones, y aquello con lo que nos comprometemos, sea en materia sentimental o en otros aspectos de la vida.

Psyche

Pshyche o Psique es uno de los cuerpos celestes con las connotaciones astrológicas más profundas, puesto que está relacionada con el alma, la verdadera esencia del ser y el manejo del mundo emocional.

Psique hace referencia a la sensibilidad, al vínculo con la guía interna (intuición), y la forma de trabajar con el inconsciente. Ella representa el viaje evolutivo del alma.

Este asteroide invita a una comprensión profunda de las circunstancias externas, desde el punto de vista de la transformación y no de la posición de víctima; igualmente, promueve el hecho de que las emociones trabajen a tu favor, y no al contrario (no eres esclavo de lo que sientes).

Eros

Eros es el asteroide del amor, el erotismo y la lujuria. Este cuerpo celeste señala aquello nos produce placer, el deseo descontrolado, lo que amamos u odiamos con locura (pasión).

Asimismo, Eros ofrece información sobre el manejo de la vulnerabilidad, lo que te seduce, la expresión de los impulsos románticos, eróticos y sexuales; además de lo que te hace perder el control.

En el camino evolutivo, Eros puede servirnos como espejo o herramienta de autoconocimiento, ya que lo que vemos y deseamos (o adversamos) en el otro, forma parte del Universo interno.

Sapho  

Sapho o Safo habla de las relaciones (platónicas o no) con otras mujeres, se trata de la conexión emocional a través lo femenino, lo que puede conducir a la atracción física o mantenerse como una admiración profunda.

Nessus

Nessus o Neso pertenece al grupo de los centauros, y su presencia puede señalar tanto un patrón de abuso, como una obsesión peligrosa o una retribución kármica (recibir lo mismo que se dio).

Desde el punto de vista evolutivo, Nessus ayuda a liberarse de los traumas que encierran este tipo de experiencias, a través de la comprensión y la solidaridad con otros (por ejemplo, una mujer que fue maltratada puede integrarse a una asociación de apoyo a víctimas de la violencia doméstica).

Dejanira  

Dejanira o Deyanira hace énfasis en la posición de víctima, que asumimos en ciertos aspectos o situaciones de la vida. En este sentido, se encuentra profundamente relacionada con el centauro Nessus.

Si comprendemos la información que suministran las posiciones de Deyanira y Nessus en la Carta Astral, encontramos un camino hacia la liberación de los antiguos traumas y complejos.

Circe

Circe es un asteroide conectado con la magia, la seducción y el poder de visualización. Su posición en la carta astral, señala hasta que punto podemos manipular a otros (o ser manipulados), cómo “encantamos” a los que nos interesan, y el contacto con la magia.


También te puede interesar:

Westalia Westalia

Comunicadora social y escritora, es practicante de Tarot Transpersonal y Astrología Kármica. Ha recibido formación en Terapia de Respuesta Espiritual (TRE) y Canalización Espiritual. Apasionada por la fotografía, los viajes, la meditación, el cine y la mitología. Habla con nosostros en m.me/wemystices