.
El Arcángel Uriel: protector de la sabiduría y la abundancia

El Arcángel Uriel: protector de la sabiduría y la abundancia

Los Arcángeles de Dios son siete, uno de ellos es el Arcángel Uriel que se conoce también como el Ángel de la Presencia de Dios. El nombre de Uriel se interpreta como “Fuego de Dios” y se vincula con la fuerza del espíritu de la vida.

El Arcángel Uriel es visto como una llama de fuego que pretende despertar la conciencia de todos los seres humanos con la verdad. Este Arcángel es quien registra todos los actos de las personas a lo largo de su vida, bien sean buenos o malos. También se le representa con los colores rojo, naranja y dorado, tonalidades asociadas con el sol.

Lee también: Invocando el Arcángel del día
 

El Arcángel Uriel visto en las religiones


Junto a los Arcángeles Miguel, Gabriel y Rafael, Uriel era venerado en la antigüedad. Fue prohibido el culto a su imagen durante el pontificado de Zacarías quien eliminó este nombre del culto. Sin embargo, quedó fijado en la fe de los pueblos. En la Biblia, el Arcángel Uriel es quien porta la llave del infierno que conduce al Final de los Tiempos.
 
En el judaísmo, también es reconocido Uriel aunque de forma no oficial. Se establece como el mediador ante Dios por los pecados dela humanidad. También es reseñado como quien advierte a Noé del diluvio.

Es considerado el protector de los nacidos bajo el signo de Tauro, Virgo y Capricornio. Si se le invoca a la medianoche y se dirige la oración hacia el norte, se logra una conexión espiritual hacia el corazón del Arcángel.
 

Cómo es visto el Arcángel Uriel

El Arcángel Uriel es visto como el patrón protector de la sabiduría, espiritualidad y el amor por la verdad. Procura la rectitud de las personas en todas sus acciones.

Busca erradicar la ignorancia por lo que también protege a sacerdotes, gurús, maestros y líderes espirituales.



 

Bendición del dinero por parte del Arcángel Uriel


El Arcángel Uriel se considera que también envuelve el dinero, por lo que se recomienda bendecirlo en su nombre cuando llega y agradecerlo, también bajo su mirada, cuando se entrega.

Algunos rituales establecen que los billetes se colocan en la mano izquierda y se cubren con la mano derecha con una breve oración de agradecimiento y de esa forma se mantendrá la cantidad que se percibe periódicamente.

Con su invocación se recupera la tranquilidad necesaria para poder recuperar la paz necesaria para sobrellevar cualquier situación ya que es canalizador de las riquezas materiales y espirituales.


Te puede interesar:

Laura Laura

Comunicadora social, especialista en Medios Digitales y Marketing. Amante de la escritura y la buena energía que emana de las personas. El equilibrio siempre está en el interior.

 
Artículos más recientes